Gastro

"No cuela": la advertencia de la OCU acerca de uno de los mitos más populares sobre las tortitas de cereales inflados

La organización recomienda elegir otros alimentos más saludables

Una tortita de arroz. / IsakHallbergPhoto

Madrid

A pesar de la creencia popular, las tortitas de cereales inflados no te ayudan a adelgazar. Durante estos últimos años se han hecho muy populares por su bajo contenido en calorías hasta el punto de que cada vez más personas, principalmente las que están a dieta, las utilicen como alternativa al pan o unas galletas de chocolate. Sin embargo, no son un milagro de la naturaleza.

Más información

Así lo ha dado a conocer la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), a través de su página web, donde ha publicado recientemente un estudio comparativo de 151 tortillas de arroz, maíz, avena, espelta y trigo del que han sacado conclusiones de lo más interesantes. Y es que, después de analizar las distintas opciones que ofrece el mercado, tanto de formato como de sabores, el organismo ha llegado a la conclusión de que este tipo de productos tienen un aporte calórico considerable y que suelen ser ricos en grasas y azúcar en caso de las tortitas de chocolate.

La trampa de las tortitas de chocolate

Pese a que las tortitas de cereales sencillas tienen pocas calorías por unidad, ya que son productos con poco peso y mucho aire, hay que tener en cuenta cuántas calorías tendrían si pesaran 100 gramos. En este caso, las tortitas tendrían 383 kilocalorías por las 240 kilocalorías de otros productos que históricamente han sido señalados porque te hacen engordar como el pan blanco. Una aporte calórico que se dispara hasta las 471 kilocalorías si hablamos sobre las tortitas con sabores o con chocolate. De esta manera, este producto no es tan sano como inicialmente creemos ni nos ayudará a adelgazar.

De hecho, y si tenemos en cuenta las tortitas chocolate, nos encontramos con un producto con grandes cantidades de grasas y azúcar. Un producto al que se le añaden todo tipo de aromas, colorantes y potenciadores del sabor para ocultar la pobreza de sus ingredientes. Por esa misma razón, y si eres de los que pretende adelgazar a base de tortitas de cereales inflados, será mejor que busques una alternativa. Desde la Organización de Consumidores y Usuarios nos anima a seguir siempre una dieta variada y equilibrada que nos aporte los nutrientes necesarios. Más aún si estamos hablando sobre los más pequeños de la casa, quienes consumen cada vez más este tipo de alimentos en el tentempié.

Las alternativas a las tortitas de cereales inflados: desde fruta hasta frutos secos

En su lugar, la OCU aconseja darles fruta, secos naturales y bocadillos de pan integral con aceite de oliva, tomate, jamón o queso: "Por su composición nutricional y su precio, el pan integral es siempre mejor opción". Unas opciones mucho más nutritivas que les permitirán recibir todo tipo de nutrientes para afrontar mejor el día. Por esa misma razón, y dada la desinformación que hay alrededor de este tipo de productos, la Organización de Consumidores y Usuarios considera que las marcas deberían incluir información más completa en su etiquetado. Desde el origen de los ingredientes empleados hasta la clasificación Nutriscore, lo que permitiría priorizar aquellos productos más saludables.

De esta manera, y si eras de esas personas que recurría a las tortitas de cereales inflados con el objetivo de perder peso de una manera rápida y efectiva, será mejor que busques otras opciones. Una dieta variada y equilibrada siempre será una opción mucho más interesante que estas tortitas cuyo aporte calórico se puede disparar por las nubes dependiendo del modelo que escojamos. También para los niños, quienes deberían merendar opciones mucho más saludables como pueden ser las frutas, los frutos secos o los bocadillos con aceite de oliva, tomate, jamón o queso.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad