Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 13 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Correa construyó un entramado empresarial en el extranjero para esconder su patrimonio

La UDEF investiga el organigrama de 'Special Events' y tiene detectados fondos en paraísos fiscales por varios millones de euros. El nombre que más suena, el de José Ramón Blanco Balín, cercano a Aznar

El presunto jefe de la trama de corrupción que afecta al Partido Popular, Francisco Correa, construyó entre 1996 y 2007 un complicado entramado empresarial en el extranjero para esconder el patrimonio que ha ido adquiriendo gracias a favores políticos del PP. Correa puso su patrimonio en seis paraísos fiscales, todos países caribeños como Isla de las Nieves, las Antillas holandesas y las Islas del Canal. La Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal de la policía (UDEF) tiene detectados fondos que superan los 10 millones de euros. La Cadena SER ha tenido acceso al organigrama que la UDEF ha realizado sobre el funcionamiento de la empresa 'Special Events', que durante años organizó actos para el PP de Valencia y Madrid. La policía centra sus investigaciones en José Ramón Blanco Balín, muy cercano a Aznar, en cuyo mandato ascendió a la vicepresidencia de Repsol.

El caso de Special Events es un modelo del laberinto que había creado Correa para esconder su patrimonio. El máximo accionista de 'Special Events' no es Correa, sino una compañía fantasma que se llama 'Wrindate Limited', cuyo propietario es, a su vez, otra empresa (Willow Investiment) que tiene su sede en las Islas de las Nieves.

El laberinto empresarial no acaba aquí. El director de 'Wrindate Limited' es una empresa (Grosvenor Administration Limited) que a su vez pertenece a otras dos empresas (Bladex Finance y Olinda Investment) ubicadas en las Islas Vírgenes británicas (El Caribe).

Para mantener esta empresa, Correa utilizó a dos imputados en esta trama, Izquierdo y Victoria Romero, que fundaron esta empresa junto a la mujer de Correa, María del Carmen Rodríguez hace ahora 15 años.

Otro ejemplo de cómo el presunto jefe de la trama incrementaba su patrimonio es la empresa 'Kintanami'. Esta empresa nació en 1996 con un capital de 90.000 euros y en poco más de 10 años multiplicó por 60 sus fondos hasta llegar a lo 5,4 millones de euros.

Uno de los nombres más investigados por la UDEF es el de el ex presidente de Repsol. José Ramón Blanco Balín es el propietario de más del 99% de Osiris Patrimonial, la empresa con la que Correa compró una finca de 4.000 metros cuadrados en Ibiza. El ex vicepresidente de Repsol se hizo con varias empresas de Correa a través de Hator Consulting, otra de las investigadas por Garzón.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?