Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 31 de Mayo de 2020

Otras localidades

Doctrina Parot

La Justicia rechaza indemnizar a presos liberados tras el final de la doctrina Parot

La Audiencia Nacional ha rechazado ya indemnizar a seis presos liberados en 2013 tras la anulación de esta doctrina por parte del TEDH: el 'violador de Vall d'Hebron' y otros exigían ser indemnizados por haber pasado más tiempo de la cuenta en prisión

José Rodríguez Salvador, conocido como el violador del Valle de Hebrón, a la salida del juicio celebrado en la Audiencia de Barcelona en febrero de 1994

José Rodríguez Salvador, conocido como el violador del Valle de Hebrón, a la salida del juicio celebrado en la Audiencia de Barcelona en febrero de 1994 / Lluis Gené (EFE)

España no tendrá que indemnizar a los presos que quedaron en libertad tras el final de la conocida como 'doctrina Parot'. En los últimos meses, tanto el Ministerio de Justicia como la Audiencia Nacional han rechazado las peticiones de seis personas de ser indemnizadas por haber pasado tiempo de más entre rejas por una doctrina tumbada por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo: entre los reclamantes hay cinco condenados por delitos sexuales y un integrante de la banda terrorista ETA

En seis sentencias prácticamente idénticas, dictadas entre diciembre de 2015 y este mes de octubre, los jueces de lo contencioso-administrativo rechazan los seis recursos interpuestos con un mismo argumento sobre el procedimiento: han pretendido canalizar su petición de indemnización alegando un anormal funcionamiento de la Justicia, pero en todo caso tendrían que haberlo hecho denunciando un error judicial, y ya no pueden hacerlo porque los plazos han expirado. Sólo una de las seis sentencias ha sido recurrida ante el Tribunal Supremo, con el resto de los abogados desistiendo.

LOS SEIS RECLAMANTES

1. José Rodríguez Salvador. El conocido como "violador de Vall d'Hebrón" ya estaba en libertad cuando Estrasburgo tumbó la doctrina Parot, y fue también el primero en solicitar una indemnización. Fue condenado a 344 años y 5 meses de cárcel en 1995 por haber perpetrado diecisiete violaciones y nueve secuestros que mantuvieron en vilo a la población catalana durante meses al comienzo de la década. Quedó en libertad en septiembre de 2007 pero ingresó en prisión un año y dos meses más tarde cuando la Justicia decidió aplicarle la 'doctrina Parot': salió definitivamente de la cárcel en julio de 2012, con el propio Fiscal General del Estado asegurando que le vigilarían de cerca, y solicitaba una indemnización de 225.250 euros por el tiempo pasado de más entre rejas. 

2. Ignacio Pujana Alberdi. Miembro de la banda terrorista ETA, fue condenado a 79 años de cárcel por la Audiencia Nacional en 1993. Salió de prisión en noviembre de 2013 después del final de la doctrina Parot, que había establecido su salida de prisión en junio de 2021. Su defensa pedía una indemnización de 43.080 euros al entender que estuvo cinco años, tres meses y veintinueve días de más en prisión. 

3. Antonio R.A. Condenado a 96 años, 6 meses y 9 días de cárcel en 1995 por parte de la Audiencia Provincial de Alicante por haber violado a dos niños hermanos de diez y once años de edad respectivamente en repetidas ocasiones. Solicitaba una indemnización de 184.000 euros por no haber abandonado la cárcel hasta noviembre de 2013, tras la sentencia de Estrasburgo, cuando tendría que haber salido en abril de 2010. 

4. Jesús Octavio González Marrero. Acumula más de 40 años en distintas penas de prisión, la más grave por haber violado a sus dos sobrinos. Reclamaba 434.700 euros más intereses, asegurando que pasó 2.218 días de más entre rejas: desde noviembre de 2009 hasta el final de la Parot en noviembre de 2013. 

5. Pedro José Romero Hernández. Con antecedentes por robo y quebrantamiento de condena, la Audiencia Provincial de Valencia le condenó  a 33 años de cárcel en agosto de 1994 por haber participado en el robo a punta de cuchillo a una pareja de madrugada en la playa de Port Saplaya (Alboraia). Un crimen cometido cuando estaba de permiso tras salir de la cárcel de Teruel y en el que su compinche violó a la mujer: pedía una indemnización de 66.000 euros por haber pasado un año de más en la cárcel. Estuvo en prisión desde diciembre de 1992 hasta diciembre de 2013, y sin la aplicación de la doctrina Parot habría salido un año antes. 

6. Arturo Abal Iglesias. Condenado a 96 años de cárcel en 1999 por violar durante años a cuatro de sus hijos pequeños, todos menores de edad, en la localidad coruñesa de Riveira. Pedía ser indemnizado con 280.000 euros más intereses, alegando que no salió de la cárcel hasta noviembre de 2013 cuando tendría que haberlo hecho unos meses antes, y con la Justicia estableciendo su excarcelación en mayo de 2027 aplicando la doctrina Parot. 

Las seis reclamaciones llegaron a la Audiencia Nacional, previo paso infructuoso por el Ministerio de Justicia, después de que Estrasburgo decidiese tumbar la conocida como 'doctrina Parot' en el caso de la etarra Inés del Río: una doctrina con la que el Tribunal Supremo había permitido alargar el cumplimiento de las condenas de etarras y otros delincuentes muy por encima de los límites legales establecidos por Ley y de forma retroactiva. Una doctrina que debía su nombre al etarra Henri Parot, acusado de más de 80 asesinatos. 

En las seis sentencias, los jueces de la Audiencia Nacional explican lo mismo: que la reclamación no puede canalizarse por la vía del funcionamiento anormal de la Justicia, sino por la del posible error judicial, y que ninguno de los seis ha completado todos los pasos necesarios para que su petición pueda prosperar. Según explica la Ley Orgánica del Poder Judicial en su artículo 293, es necesario que en primer lugar sea el Tribunal Supremo el que deje por escrito que esa resolución judicial ha sido injusta, y tiene que ser en un plazo de tres meses desde que se dicta. 

Inés del Río sale de la cárcel tras la sentencia de Estrasburgo / Reuters

Un camino que no ha seguido ninguno de los seis recurrentes, y con el plazo de tres meses ampliamente expirado en todos los casos. Según han confirmado las defensas de todos los reclamantes, sólo uno de ellos ha llevado su caso ante el Tribunal Supremo, sin que haya obtenido respuesta por el momento. No entra, por tanto, a resolver sobre el fondo del asunto, aunque en una de las sentencias por ejemplo sí explica que "una lícita discrepancia" entre jueces no suele ser suficiente para interpretar que exista un error jurisdiccional. En otra, también añaden que "la Administración del Estado no es un órgano jurisdiccional que pueda revisar la aplicación del Derecho que hagan los Tribunales", según explica una de las resoluciones recurridas. 

Decenas de liberados

El varapalo de Estrasburgo a la doctrina Parot trajo consigo la liberación de decenas de presos que, según la resolución del TEDH, habían pasado tiempo de más entre rejas: etarras como Domingo Troitiño o Jon Koldo Aginagalde, y violadores y pederastas como Miguel Ricart (Alcàsser) el 'violador del portal' o el 'violador del ascensor'. Estos dos últimos fueron detenidos después de su excarcelación por reincidir.  

ESTRASBURGO TUMBA LA PAROT

El 21 de octubre de 2013 la Gran Sala del TEDH daba la razón de forma definitiva a Inés del Río

En el caso de Inés del Río, fue el propio TEDH el que estableció una indemnización de 30.000 euros para ella, aunque la Audiencia Nacional decidió que ese dinero iría destinado a pagar las indemnizaciones que acarreaban sus condenas por su pertenencia a ETA y participación en diversos atentados, sin que su defensa decidiese llevar su petición ante una instancia superior. Este mes de octubre se ha cumplido el cuarto aniversario desde su salida de la cárcel coruñesa de Teixeiro.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?