Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 11 de Diciembre de 2019

Otras localidades

LA VENTANA LA VENTANA La rapera Sara Socas en 'La Ventana'

La OCDE alerta de la llegada de "una fase de débil crecimiento que será larga"

España debe reducir su endeudamiento y los Gobiernos actuar frente al cambio climático y la digitalización

Evolución del PIB de la OCDE. /

La OCDE no ve cerca una recesión mundial pero advierte de que “hemos entrado en una fase de débil crecimiento que será muy duradera”. Para España, rebaja las previsiones de crecimiento hasta el 1,9% este año y hasta 1,6% en 2020 y 2021, respectivamente, y exigen reducir el endeudamiento. “La incertidumbre política” juega un factor esencial porque obstaculiza la inversión.

La OCDE, que contra la tendencia general en mayo había mantenido los pronósticos para España, los ha rebajado ahora en dos décimas para este ejercicio y en tres para los dos próximos. Las exportaciones se ralentizarán y tendrán una aportación negativa al PIB. La tasa de paro seguirá bajando, aunque de manera más lenta (14,2% este año, 14,1% en 2020 y 13,6% en 2022). La organización que agrupa a los 36 países más industrializados incide en el elevado endeudamiento de España que supera el 96,6% del PIB actualmente, para lo que exige seguir reduciendo el déficit.

Entre los riesgos al alza para España, además de las tensiones comerciales mundiales, la OCDE señala el brexit, que podría reducir el turismo. El consumo podría ser más débil que el esperado si persiste la incertidumbre y el empleo se empeora, indican los expertos .

Alerta por el cambio climático 

La economía mundial se ralentizará al 3%, EEUU al 2% y la eurozona incluso al 1,2%. “La mayor preocupación es que la economía (global) sigue deteriorándose y el bajo crecimiento económico está empezando a tener causas enraizadas en lugar de cíclicas”. Ya no se invierte, pese a los tipos de interés casi nulos,” constatan los expertos en el informe publicado este viernes. “Necesitamos grandes inversiones en la transición energética y en la digitalización que están transformando nuestras economías”. Mientras “el comercio y la geopolítica van en la dirección contraria al multilateralismo”. Si no se clarifican estos cuatro aspectos, que son estructurales, indican los economistas, “seguirán incrementándose las incertidumbres y disminuyendo las oportunidades de crecimiento económico”. La OCDE eleva el grito de alarma sobre las carencias en la planificación frente al cambio climático y las catástrofes que este factor está provocando “y que van en aumento por la falta de acción política”. “Los gobiernos deben actuar rápidamente. Sin una clara dirección sobre los precios del carbono, estándares y regulación y sin la necesaria inversión pública, no se generará un adecuado ambiente empresarial y esto tendrá graves consecuencias para el empleo y la economía”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?