Fórmula 1

Carlos Sainz saldrá noveno en el Gran Premio de Australia: "Ha sido un absoluto desastre"

El piloto de Ferrari lamenta el cúmulo de infortunios que sufrió en la Q3 del GP de Australia

Carlos Sainz durante el GP de Australia / PAUL CROCK

Una mañana que pintaba a ser grandiosa para el aficionado español se quedó en un simple anhelo. Las esperanzas de ver a Carlos Sainz y Fernando Alonso en el top5 se esfumaron con el motor del bicampeón del mundo. Un problema hidráulico dejó al Alpine detenido en la puzolana cuando venía en tiempos de pole. Pero no sólo se pararon los sueños del asturiano, también los del madrileño, que se quedó a unos metros de cerrar el tiempo que lo hubiera alzado entre los cuatro primeros. La suerte le dio la espalda y todo lo que pudo salir mal, salió. Mañana les tocará compartir fila en la parrilla de salida.

Más información

Una fatídica casualidad

Carlos Sainz encaraba la recta principal de Albert Park con un buen tiempo bajo el bajo. Era el primer intento de Q3. Pero a unos metros de cruzar la línea de meta, se iluminó en el display de su volante una bandera roja que anulaba su vuelta. Curiosamente fue Fernando Alonso quien protagonizó el incidente que dejó al madrileño jugándose todo a una carta.

Melbourne obligaba a los pilotos a dar dos vueltas para calentar los neumáticos. Y Carlos, que ya sufrió el calentamiento de sus ruedas en Baréin y Arabia Saudi, volvió a caer en la misma piedra. Pero esta vez, sacudido por un cúmulo de infortunios. Cuando se reanudó la sesión, el Ferrari no arrancaba. El monoplaza sólo dejó un único intento al madrileño, que llegó muy tarde en ese 'juego' por calentar los blandos. Sin agarre y con la fiabilidad en contra, Carlos Sainz cayó a la novena posición a más de un segundo de su compañero de equipo y poleman, Charles Leclerc.

"La Q3 ha sido un absoluto desastre. Primero por la bandera roja que hubiese sido un buen tiempo. Nos lo han quitado justo cuando iba a cruzar la meta. Luego con el segundo set no arracancaba el coche. Tampoco hemos reaccionado rápido y hemos salido tarde a pista con el neumático frío y sin calentar, por eso estamos tan atrás", señalaba frustrado.

Charles Leclerc y Carlos Sainz en la clasificación del GP de Australia / Peter J Fox

Carlos Sainz había recortado las diferencias con Leclerc a lo largo del fin de semana, pero la pugna con su compañero de equipo tendrá que esperar. Le tocará apretar los dientes y remontar posiciones desde la novena plaza en un circuito que, a pesar de los cambios en pro de los adelantamientos (más rectas, curvas mucho más anchas), ha sufrido un cambio de última hora. Los pilotos pidieron a la FIA retirar la tercera zona de DRS entre las curvas 8 y 9 por cuestiones de seguridad, por lo que finalmente serán tres las zonas de DRS. El madrileño reconocía que el cambio le perjudicaba de cara a la carrera: "Será complicado adelantar al quedarnos en tres zonas de adelantamiento. Además todo se ha apretado bastante esta semana. No tenemos la misma ventaja. Red Bull tampoco. Intentaré remontar, pero será complicado", cerró.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad