Fórmula 1

Fernando Alonso: "Podía luchar por la pole, era el mejor fin de semana en años"

Un fallo en el motor del Alpine birla al asturiano de las primeras posiciones de la parrilla en Australia. Saldrá décimo

El motor del Alpine dejó tirado a Fernando Alonso en la Q3

Era el día. El fin de semana. El propio Fernando lo sabía. Y España, después de dos libres esperanzadores y dos sesiones de la clasificación, se lo creía. Con el tercer motor, la velocidad en la mano y las sensaciones de cara, Alpine parecía destinado a erigirse entre el top5. Hasta que el asturiano sacó su magia. En su primer intento de Q3 clavó el tiempo de Leclerc en el primer sector. Hizo el récord en el segundo. Pero el motor no pasó de ahí. Se volvió a apagar con la pole en el horizonte. Ni la tercera unidad de potencia de la temporada ha respondido. La fiabilidad le está robando puntos. Empieza a ser frustrante, en palabras del propio Fernando. Y más aún cuando parecía que por fin volvía a tener una espada con la que luchar. Mañana saldrá décimo cuando podía haberse codeado con Charles Leclerc, el poleman de Albert Park.

Más información

Golpe a la ilusión

La decepción ensombrecía al propio Fernando Alonso tras la clasificación. "Estamos todavía investigando. Parece un problema hidráulico, no tenía cambio de marcha ni dirección asistida. Se apagó todo en esa curva cuando venía una décima mejor que la pole. Además con dos juegos de neumáticos guardados. Podríamos haber luchado por la pole. Era el mejor fin de semana en muchos años", declaraba a los micrófonos de 'DAZN'.

"Otro problema en mi coche es bastante frustrante. Llevaba esperando esto (luchar por la pole) mucho tiempo. Cuando llega, volver a tener un problema... Esos problemas los quieres tener cuando no luchas por nada importante", afirmaba resignado. Mientras desde la propia Alpine investigan lo ocurrido, Alonso no cierra puertas a nada de cara a la carrera: "Veremos si tenemos que cambiar algo en el coche y si tenemos penalización pero ahora mismo me da igual. Quería luchar por la pole y estar en el podio mañana. Quiero todo o nada, coger puntos me da igual. Ahora mismo la mala suerte nos está frenando", sentenciaba.

Tras sus palabras, el bicampeón del mundo retuiteaba en redes una captura de sus tiempos antes del accidente, en los que se veía como venía marcando una vuelta superior a la de Leclerc, en tiempos de pole. Fernando Alonso está preparado. Pero hasta que Alpine lo esté no podrá ir a la guerra.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad