Domingo, 29 de Noviembre de 2020

Otras localidades

DESTINO: MONCLOA | PACTOS POSTELECTORALES

El rompecabezas para evitar las terceras elecciones

Tras la caída de Sánchez, el PSOE busca evitar unos nuevos comicios y que la abstención no le pase factura en los pactos regionales con Podemos. Rajoy se ha comprometidoo a no poner condiciones si finalmente permiten su investidura

Vista del nuevo escaño del exsecretario general del PSOE Pedro Sánchez, situado en la cuarta fila del hemiciclo del Congreso de los Diputados, junto al diputado Patxi López.

Vista del nuevo escaño del exsecretario general del PSOE Pedro Sánchez, situado en la cuarta fila del hemiciclo del Congreso de los Diputados, junto al diputado Patxi López. / Kiko Huesca (EFE)

El PSOE ha estrenado esta semana una nueva etapa sin Pedro Sánchez y con una palabra que ha dejado de ser tabú: abstención. Javier Fernández, presidente de la gestora que pilota el partido, advirtió el martes en el programa 'Hoy por Hoy' que la peor solución era llegar a las terceras elecciones.

"Hay una cosa peor que un gobierno en minoría de Mariano Rajoy y es un gobierno en mayoría", afirmaba Javier Fernández en la SER en un intento por reconducir el discurso del PSOE se ha encontrado con dos escollos. Uno interno, porque algunas federaciones que impulsaron la gestora –sobre todo las que están sostenidas por Podemos, como la Comunidad Valenciana y Castilla la Mancha– se enrocan en el 'no' a Rajoy e incluso hay quien sugiere en esas federaciones que el PSOE podría competir en unas terceras elecciones con un candidato independiente.

"O cambian muchísimo las cosas o no es posible que haya un cambio de posición, no se da ninguna circunstancia para apoyar al PP (...) Si piensan que nos tienen arrodillados se equivocan", avisaba el presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, en esta emisora cuestionado por un posible abstención del PSOE ante Mariano Rajoy. "Si lo que busca es frívolamente, obscenamente, es no sólo terceras elecciones sino romper al PSOE, que sepa que no sólo cerraremos filas, sino que presentaremos la candidatura más potente que se puedan imaginar", sugería esta vez Emiliano García-Page, presidente de Castilla-La Mancha.

El otro escollo que se han encontrado los socialistas ha sido externo: del Partido Popular y de Podemos. En Génova se empezó a poner como condición algo más que una abstención para poder garantizar la gobernabilidad.

"No queremos una abstención que sea una cuestión estratégica, sino que sea útil para los ciudadanos. La utilidad no consiste sólo en que haya un gobierno que dure un día, sino un gobierno que pueda gobernar, esto es de sentido común", afirmó el portavoz del Partido Popular en el Congreso, Rafael Hernando, aunque Mariano Rajoy aseguró el jueves que –en una posible negociación con los socialistas– no pondría exigencias encima de la mesa. "Yo no voy a poner ninguna condición, veo que se especula mucho, pero yo voy a hablar con el señor Fernández cuando él lo desee y le voy a decir que se necesita un gobierno cuanto antes y que ir a terceras elecciones sería un disparate", apuntó Rajoy.

Mientras, en Podemos quieren hacer suyo el refrán de 'a río revuelto, ganancia de pescadores'. La formación morada, en plena división interna sobre el futuro del partido, está dispuesta a ocupar el hueco del PSOE. "Aquí ha habido un partido que ha dicho 'no es no' hasta la saciedad y ahora parece que ese 'no' es 'si' y que puede acabar arrodillado ante el Partido Popular", ha afirmado Pablo Iglesias esta semana mientras Podemos mantiene la presión sobre los pactos regionales. "Si ha presidentes autonómicos que colaboran con entregar el gobierno al PP yo calculo que nuestra militancia y nuestras direcciones en esos territorios tomarán nota", añadía Iglesias poco después.

En Ciudadanos, por su parte, siguen exigiendo a PP y al PSOE que pongan el interés general por delante de los debates internos. En concreto, al PP, Albert Rivera le pide que mueva ficha y deje las condiciones en el cajón. "Estoy convencido que el PP, si el PSOE se acaba absteniendo, no va a poner condiciones. ¿Qué votante del PP entendería que cuando su partido ya tiene los apoyos suficientes para empezar la legislatura se autobloquee ahora mismo? Tiene que empezar a gobernar y, con la urgencia que decían, a formular presupuestos y otras medias", ha afirmado el presidente de C's.

Justo siete días después de la dimisión de Pedro Sánchez, las fichas siguen donde estaban y apenas quedan 23 días para que se disuelvan las Cortes.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?