Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 21 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Jenisse Ferrari (Qué leche): "Nos daban premios... ¡y solo nombraban a Mario!"

La carta del restaurante de moda en Canarias está llena de guiños locales, pero con toques latinos y asiáticos

El restaurante de moda en Las Palmas de Gran Canaria se llama Qué Leche y tiene dos chefs: Jenisse Ferrari y Mario Ureña. Ambos diseñan los platos y, en ausencia del otro, cualquiera puede hacerse cargo del servicio. De hecho, no suelen coincidir en la cocina porque, "mientras uno cocina, el otro se queda con la niña". Un modelo empresarial y familiar basado en la igualdad que, al principio, no todo el mundo entendía: "Nos daban premios... ¡y solo nombraban a Mario!", explica ella indignada.

Jennisse Ferrari es una venezolana de padres italianos que, al poco de licenciarse en Derecho, se dio cuenta de que lo que realmente le gustaba era la cocina. Al principio empezó a "cocinar para amigos", pero su afición se convirtió en una especie de catering amateur y, después de formarse en Argentina, empezó a alternar su faceta de trotamundos con la de cocinera profesional.

En uno de sus viajes se enamoró de San Sebastián y, años después, acabo matriculándose en un máster del Basque Culinary Center, una experiencia que, según dice, le cambió la vida porque le permitió "conocer a los grandes", trabajar en El Celler de Can Roca... y también conocer a Mario Ureña, su socio y su pareja.

"La expresión qué leche, en Latinoamérica, es como un sinónimo de buena suerte". explica Ferrari. "Yo le había puesto ese nombre a un proyecto de negocio basado en los yogures artesanales que quería abrir en México, pero al final decidimos abrir el restaurante en Las Palmas y decidimos mantenerlo".

Exquisito plato de cochino negro canario (Qué Leche). / C. G. CANO

La carta del restaurante, situado en el barrio de Triana, muy cerca del Mercado de Vegueta, está repleta de guiños al producto local, pero con toques latinos, vascos o asiáticos: cherne en papillote de lechuga de mar, cochino negro con puré de batata, chipirón sahariano con pistacho y parmesano, taco de pulpo con queso ahumado y guacamole, tamal de rabo de vaca envuelto en hoja de platanera...

Pero no siempre ha sido así. Al poco de llegar, Ferrari sentía que en la isla faltaba producto y cultura gastronómica, y siempre que podía se escapaba a Tenerife para comer en alguno de sus restaurantes con estrella Michelin. Con el tiempo, sin embargo, ha descubierto que Gran Canaria tiene "joyas". Una de ellas, de hecho, es el maíz, en el que basarán su nuevo proyecto gastronómico: ¡una taquería!

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?