Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 20 de Octubre de 2019

Otras localidades

El juez decreta prisión provisional para el autor confeso de la masacre de Noruega

Anders Behring Breivik ha reconocido su autoría, aunque se declara "no culpable", y ha declarado que su objetivo era "castigar a la socialdemocracia" por haber fomentado la "importación masiva de musulmanes"

El juez que instruye el caso del doble atentado de Noruega ha dictado prisión provisional para el autor confeso de los dos ataques, el ultraderechista e islamófobo Anders Behring Breivik. El presunto autor había prestado declaración en el tribunal de la capital noruega sobre el atentado de la capital y el tiroteo de la isla de Utoya. Los manifestantes que se han concentrado en el exterior de la sede judicial han golpeado las ventanas del vehículo en el que ha llegado Breivik, al que han llamado "traidor sangriento".

Portada del diario 'El País'

Varios heridos en una reunión de las juventudes del gubernamental Partido Laborista en la isla de Utola, a 30 kilómetros al noroeste de la capital. / REUTERS

Más información

El juez instructor del caso por el doble atentado de Noruega, en el que murieron 93 personas, asegura que el acusado, Anders Behring Breivik, ha reconocido haber colocado el coche bomba en Oslo y haber tiroteado a los jóvenes de la isla de Utøya, aunque "no se siente culpable".

Asimismo, el juez ha comunicado que Breivik dice que organizó la matanza con el apoyo de "otras dos células" y ha ordenado su detención por un periodo de ocho semanas en régimen de aislamiento, sin acceso a noticias, a correspondencia ni a visitas. En su declaración, según el juez, Breivik ha afirmado que su objetivo era enviar una "fuerte señal al pueblo" e impedir "futuros reclutamientos" para el gubernamental Partido Laborista, al que acusa de haber "traicionado al país" y de haber "importado musulmanes de forma masiva".

"Dile a tu cliente que se queme en el infierno"

Grupos de ciudadanos concentrados ante el juzgado increparon al abogado, con gritos de "Cómo puedes defender a ese asesino" y "Dile a tu cliente que se queme en el infierno".La comparecencia estaba rodeada de grandes medidas de seguridad, mientras un poderoso contingente policial rastreaba la zona con perros entrenados en detección de explosivos.

Comparecencia a puerta cerrada

Breivik, un noruego de 32 años definido como fundamentalista cristiano, islamófobo y ultraderechista, había solicitado la presencia de medios en su declaración con el fin de lograr una mayor repercusión para sus tesis. Según medios noruegos, su intención era personarse ante el juez con uniforme policial, tal como perpetró su matanza en el campamento de las juventudes socialdemócratas. Finalmente, el juez dictaminó que la comparecencia fuera a puerta cerrada para evitar brindarle una plataforma mediática al presunto autor del doble atentado y también por razones de seguridad.

El arrestado admitió en los interrogatorios policiales previos que la tragedia fue "atroz", pero "necesaria", tal y como relató a los medios posteriormente su abogado. Además, su defensor explicó que Breivik aseguraba no sentir culpa por la masacre que había cometido, alegando que iba a ser el desencadenante de su "revolución". El pasado viernes por la tarde un potente coche bomba estalló frente al Ministerio de Petróleo y Energía de Noruega, matando a siete personas, y dos horas después un hombre disfrazado de policía irrumpió en el campamento de las juventudes socialdemócratas noruegas en la isla Utøya y asesinó a tiros a cerca de 90 personas, en su mayoría menores de 20 años.

Un minuto de silencio. Para recordar a las víctimas del doble ataque el país ha guardado a mediodía de este lunes un minuto de silencio.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?