Jueves, 21 de Enero de 2021

Otras localidades

CASO BÁRCENAS

"La que hace falta es la declaración jurada de Bárcenas"

Este es el irónico comentario que circula dentro del Partido Popular cuando se pregunta para qué van a servir las declaraciones juradas que está recopilando la tesorera, Carmen Navarro. La mayoría de los populares cree que es un simple gesto político que no va a valer para nada

El PP pide a la cúpula que jure haber cobrado siempre legalmente y no haber dudado nunca de la contabilidad del partido. Rajoy, Cospedal, Arenas, Floriano, Pons, Rato o Acebes ya han cumplido con este trámite. Se lo han solicitado prácticamente a todo el mundo pero no a José María Aznar aunque su etapa también se ha visto salpicada por los escándalos. Para algunos cargos ha sido "tremendamente ofensivo" someterse a este examen.

En el Partido Popular reconocen que las declaraciones que sus cargos están realizando ante la tesorera, Carmen Navarro, no son más que un "gesto político". "Pero la política se compone de gestión y de gestos", resalta un diputado conservador.

Algunos ironizan con este tema. "La que hace falta es la declaración jurada de Bárcenas", comentan con sorna en las filas populares. Creen que todas las preguntas que se les hace a ellos, se las deberían trasladar al extesorero. Dentro del PP están muy hartos de la situación. Y dan por hecho que lo que se ha vendido como una investigación interna "no va a servir para nada". No tiene valor jurídico y no creen que con ello se logre hacer "limpieza".

Pero fuentes oficiales del PP defienden que puede valer para que la responsable de las cuentas se forme una idea de cómo ha funcionado Génova durante todos estos años. Y que puede ser de gran utilidad si en un momento dado imputan a algún dirigente. Así podrán contar con un documento para echarle y con el que probar que a ellos les habría dicho que no había cometido ninguna irregularidad y defender, por tanto, que también les habría engañado.

Por el despacho de Navarro están pasando muchos cargos. Por supuesto ya lo ha firmado la secretaria general, María Dolores de Cospedal. Y los tres vicesecretarios: Javier Arenas, Carlos Floriano y Esteban González Pons. Un largo listado de nombres. También lo ha hecho ya el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. Y algunos de los dirigentes que ocuparon puestos de relevancia en las filas populares en el pasado como Rodrigo Rato o Ángel Acebes.

Algunos pasan entrevista por teléfono, hay quién se somete a un interrogatorio en toda regla, -sobre todos aquellos dirigentes que Navarro no conoce personalmente-, y algunos solo cumplimentan el documento en el que sostienen "bajo juramento" o "prometen por su conciencia y honor" que no han cobrado nada de forma ilegal.

Hay quien cuenta que para algunos cargos ha sido "tremendamente ofensivo" que se les haya planteado este examen. Pero que son más los que lo están realizando sin darle tantas vueltas. Les parece puro trámite. Ha habido dirigentes que se han preguntado por qué no lo ha rellenado aún José María Aznar. Pero es que al expresidente del Gobierno nadie se lo ha llegado a reclamar a pesar de que los escándalos afectaban a todas las etapas.

En el documento que se repartió entre los medios de comunicación el pasado 2 de febrero, se comprueba que el cargo conservador tiene que declarar desde cuando trabaja en la formación conservadora y los puestos que ha desempeñado. Debe asegurar que desde que comenzó a trabajar con el PP ha percibido sus retribuciones a su nombre con correspondientes pagos a la Seguridad Social y sus retenciones. Que nunca le han pagado por talones o entrega de dinero efectivo. Ni sobresueldo, pluses, gratificaciones o complementos. Una forma discreta de plantear si en algún momento recibió dinero en negro o si vio a Bárcenas entregarlo.

Además, tiene que dar su palabra de que todo lo recibido lo ha declarado a Hacienda. Y que todos los gastos que ha realizado o adelantos que le han dado, los tiene justificados. Por último, hay dos párrafos en los debe indicar que "nunca ha puesto en duda ni ha cuestionado" que la totalidad del dinero que emplea el partido lo hace de acuerdo a la ley. Y confirmar que no tiene conocimiento de que a nadie se le haya retribuido de forma distinta. Que es otra manera sutil de plantear si tenían conocimiento de que existían los papeles con la contabilidad del extesorero.

El PP todavía no ha presentado ninguna demanda contra Bárcenas. Aunque lo anunció Rajoy el pasado 21 de enero. Más de un mes después los conservadores no han dado aún el paso. Solo Cospedal se ha querellado contra el extesorero. Lo previsto es que Rajoy lo haga con todos sus compañeros porque piensan que no da buena imagen que un presidente del gobierno acuda solo a los tribunales. Tampoco se encarga la auditoría externa y la cúpula popular no pone a disposición de los ciudadanos en la página web del partido sus declaraciones de la renta y patrimonio como hizo Rajoy. Ellos aseguraron que lo harían pero pasa el tiempo sin novedades.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?