Jueves, 02 de Julio de 2020

Otras localidades

Más de un millar de inmigrantes intenta cruzar a España a través de Melilla

Melilla y Ceuta celebran desde este jueves una cumbre centrada en los problemas de la inmigración irregular

El equipo de ambas ciudades mantienen desde ayer jueves un encuentro conjunto para abordar temas que atañen a las dos ciudades, como el régimen económico y fiscal y sobre todo la inmigración irregular que se ha intensificado en los últimos meses. Una de las claves es "que Melilla y Ceuta debemos hacernos oír en Europa", ha dicho el presidente Juan Jose Imbroda, "ya que esto es un problema de toda Europa no solo nuestro".

Ceuta y Melilla han pedido medidas urgentes para paliar la fuerte presión migratoria que no cesa. Muestra de ello es el acercamiento esta mañana temprano de un grupo formado por unos 1.500 inmigrantes que intentaban saltar la valla de Melilla aunque la actuación de las fuerzas marroquíes ha impedido que pudieran llegar a ella. Los hechos ocurrían sobre las seis de la mañana y a lo largo de un tramo del perímetro fronterizo cerca de una vaguada.

Ante ello, la Guardia Civil volvió a intensificar el dispositivo anti-intrusión, con las unidades de los Grupos de Reserva y Seguridad, el helicóptero del cuerpo asignado a la vigilancia fronteriza y el apoyo de la Jefatura Superior de Policía de Melilla y Unidades de Intervención Policial destinadas a la ciudad. Todo ello, junto "a la activación del protocolo de cooperación con Marruecos -que a su vez también hizo un sólido despliegue policial en la parte marroquí colindante con el vallado-, impidió que el millar largo de inmigrantes pudiera aproximarse a las lindes fronterizas de Melilla".

No obstante, sobre las 7.50 horas de esta mañana, un grupo desgajado delanterior, de unos 30, sí logró una aproximación más cercana por la zona conocida como Villa Pilar.Aun así, el grupo fue dispersado por las fuerzas marroquíes, por lo que no fue necesaria ninguna intervención por parte de los efectivos de la Guardia Civil.

La "columna de inmigrantes en dirección a Melilla desde el monte marroquí cercano del Gurugú -donde los subsaharianos tienen asentado su campamento- pone de relieve la extrema presión migratoria que viene sufriendo la ciudad por su condición de frontera sur de Europa en el continente africano", manifiesta la Delegación del Gobierno

Una presión constante e intensa que ha llevado al Delegado del Gobierno en Melilla, Abdelmalik El Barkani,a valorardistintas opciones de albergue provisional de inmigrantes para el caso de que se produjeran nuevos intentos de salto,como el sucedida el pasado día 18 de este mes. De ahí que se estén barajando distintos lugares "aunque ninguno de ellos -incluido el antiguo Acuartelamiento de Pajares- con carácter definitivo". No existe por tanto ninguna decisión tomada respecto del referido acuartelamiento aunque sí es cierto "que se está estudiando cómo proceder para casos de emergencia derivados de nuevas avalanchas masivas ala valla fronteriza de Melilla, entre tanto se sigue intensificando el traslado de inmigrantes desde el CETI a centros de acogida y CIES peninsulares."

Cumbre Ceuta-Melilla

En la comparecencia conjunta de ambos presidentes como resumen a la jornada de trabajo, han destacado "que aquí existen dos fenómenos, dos hechos diferenciados distintos y exclusivos: que Melilla y Ceuta son fronteras de la Unión Europea y eso lleva el sufrimiento de las dos ciudades de padecer la inmigración irregular", con el sentimiento que "también conlleva el sentir la desesperación de las personas que vienen". Somos un "recibidor y una puerta de una casa común que es Europa ", ha matizado el presidente de Ceuta Juan Vivas.

Ante el drama humano, "la única respuesta válida que aplicamos los ciudadanos de Ceuta y Melilla es la de la compasión y solidaridad". Tanto Imbroda como Vivas han querido señalar que "nadie nos puede dar lecciones de humanidad pero este sentimiento debe ser compatible con la legalidad vigente". Las fronteras "no deben ser violadas y por eso nuestro respaldo a la Guardia Civil por la labor difícil que realizan bajo un grado altísimo de presión y de exigencia", ha explicado. Al igual que en su día señalase el ministro del Interior, los presidentes de las Ciudades Autónomas han afirmado que "debe ser un pacto de Estado. No es bueno ni para la sociedad española ni para la europea que alguna fuerza política quiera utilizar el drama humano para sacar rédito político".

En cuanto a la sobresaturación existente en el CETI, consideran que "el número de inmigrantes acogidos en los centros debe ser el proporcional para el que están hechos" porque si no se dará paso "a problemas, a tensiones y a que la asistencia que se les brinda no sea de la calidad que debería ser". Imbroda ha señalado que lo que piden es mayor agilidad en los trámites para el traslado de inmigrantes a la Península. Plantear "una ampliación del CETI es algo que ahora mismo no vemos lógica y no vamos a plantearla", explica.

Junto con este hecho fronterizo singular, también se ha hablado del régimen económico y fiscal de ambas ciudades. "Hay que añadir algo tan importante como la densidad de población, la 'extra-peninsularidad' y la falta de recursos", ha señalado Vivas. "Queremos que estas peculiaridades se recojan en el modelo de financiación para tener la misma cobertura de servicios que el resto de los españoles."

Otro tema crucial tratado en la cumbre ha sido el del paro. "Es un problema estructural y estamos empeñados en poner todos los medios para combatirlo", ha explicado Vivas, quien ha sentenciado que "por ello debemos atajar conjuntamente Ceuta y Melilla con el Ministerio todas las posibilidades y recursos para luchar contra esta lacra."

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?