Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 01 de Abril de 2020

Otras localidades

'La Casita' del Canal de Isabel II

La agenda oficial del chalé de lujo del Canal: la Comunidad de Madrid solo reconoce 59 visitas en 11 años

La Cadena SER accede al registro de uso y disfrute de 'La Casita' del Canal de Isabel II entre 2007 y 2017, pero el gobierno madrileño no detalla el motivo concreto de las visitas que se produjeron, ni quien las realizó, tan solo da información genérica

Se gastaron más de 16.400 euros en consumiciones en 19 visitas

La Consejería de Inmigración, dirigida por entonces por Javier Fernández Lasquetty, fue la que más gastos generó en ese chalé de lujo ubicado junto al embalse de Santillana

Extracto de la documentación de la Comunidad de Madrid sobre el uso de 'La Casita'.

Extracto de la documentación de la Comunidad de Madrid sobre el uso de 'La Casita'. / Cadena SER

El chalé de lujo de la Residencia Santillana, más conocida como 'La Casita' - patrimonio del  Canal de Isabel II- es como un búnker infranqueable. No por su seguridad, sino por su opacidad. Es prácticamente imposible saber qué se hizo entre esas paredes porque la Comunidad de Madrid no da esa información, tan solo aporta detalles parciales e incompletos.

En el registro oficial de actividades de esa finca, al que ha tenido acceso la SER, el Gobierno madrileño admite que durante once años, entre 2007 y 2017, el bautizado como el ‘Camp David’ madrileño se utilizó solo en 59 ocasiones, pero no especifica cuál fue el motivo exacto por el que se abrieron sus puertas. Tan solo reconocen que todas esas “visitas” se realizaban con el objetivo "de trabajo y formación”, sin dar más detalles, salvo la fecha. Es decir, no aclara qué tipo de actividad se realizó durante esos días, ni quiénes participaron en ellas, con nombre y apellidos, tan solo figura una etiqueta genérica de la Consejería que reservó ese edificio, "era una jaula de oro", explica a la SER una de los dirigentes que acudió en varias ocasiones a 'La Casita', donde también se celebraron fiestas sonadas que no aparecen recogidas en los documentos oficiales.

La Consejería de Lasquetty, la que más gastó

El Gobierno de la Comunidad de Madrid explica que durante esas visitas “en caso de que se consumiera algo” se facturaba en concepto de “servicio de manutención en residencia Santillana”. El desglose de ese consumo figura en una respuesta oficial remitida al diputado del Partido Socialista, Diego Cruz, donde se recoge los gastos en consumiciones entre 2007 y 2015 (excluido 2010). En 19 visitas se facturaron 16.428 euros, pero nuevamente no se especifica qué tipo de actividad se realizó cada uno de esos días, no se aclara si se trató de una comida, si se contrató un catering, si hubo una recepción oficial, nada. En el concepto de esos gastos solo figura la frase “servicio manutención en Residencia Santillana”.

Según esa información, el departamento que más gastos generó fue la Consejería de Inmigración, por entonces controlada por Javier Fernández Lasquetty, que entre 2007 y 2009 abonó 4.788 euros por tres visitas, en dos de ellas se pernoctó del viernes al sábado, el 10 y 11 de octubre de 2008; y el 30 y 31 octubre de 2009. Desde el entorno más próximo al actual Consejero de Hacienda explican a la SER que Fernández Lasquetty reunió en esas fechas a su equipo para trabajar, aunque ya no recuerda qué hicieron en la Residencia Santillana.

En el ranking de gastos también se cuela Ana Isabel Mariño, cuyas consejerías (Vivienda y Medio Ambiente) gastaron 3.739 euros por dos visitas, una de ellas también con noche incluida, del 11 y 12 septiembre de 2007. Le sigue Lucía Figar, la Consejería de Educación bajo su órdenes generó otra factura de 1.715 euros por las consumiciones durante las dos visitas que realizó en 2008 y 2012.

Aguirre y sus visitas en verano

La norma no escrita de los Gobiernos del PP dice que esas instalaciones solo podían utilizarse por miembros del Gobierno, básicamente por los consejeros de la Comunidad de Madrid. El año que más veces se utilizó ese chalé de lujo fue en 2007. De las ocho visitas que constan en el registro de ese año, cuatro de ellas fueron a cargo del presidente del Canal de Isabel II, por entonces Ignacio González, imputado actualmente en el Caso Lezo por el agujero de 25 millones en las arcas públicas y por el supuesto pelotazo de 4.6 millones obtenido con la adquisición de Emissao. En ese año, también se documentaron varias visitas del exconsejero de Aguirre, Francisco Granados, imputado en el caso Púnica. Su jefa, la todopoderosa Esperanza Aguirre, también imputada por la presunta financiación ilegal del PP de Madrid, acudió en varias ocasiones, en concreto diez veces entre 2008 y 2012 (solía acudir en verano). Bajo su gobierno, en la época dorada del Canal, 2009 fue el año que más gastos se generaron por consumiciones en 'La Casita' del Canal, en concreto, 4.788 euros por cuatro visitas.

En el listado de visitas también figuran las consejerías en la época de Borja Sarasola, Salvador Victoria, Pablo Cavero, Regina Plañiol y Engracia Hidalgo.

El último dato registrado corresponde a 2017. Ese año solo se usó en cuatro ocasiones. Todas ellas fueron reuniones de trabajo de la expresidenta Cristina Cifuentes, que puso veto al uso y disfrute de sus consejeros – a diferencia de épocas anteriores-.

La Comunidad de Madrid argumenta que solo utilizaron esa residencia como centro de trabajo, a diferencia del uso privado que se le dio recientemente durante la visita del presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, que disfrutó de ese chalé, a solas, en privado y sin ningún miembro del Ejecutivo madrileño.

A pesar del poco uso oficial que acredita el registro del Canal de Isabel II, el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso está dispuesto a gastar casi medio millón de euros en el mantenimiento de esta casa de lujo de casi 1.500 m2, tal y como avanzó la SER.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?