Últimas noticias Hemeroteca

Cinco alternativas a la panga

Recurrimos a unos cuantos expertos para recopilar recetas de pescado sabrosas, baratas y sin espinas

Una receta de Julio Fernández: caballa con remolacha. /

La panga (o el panga) es un pescado de río muy popular entre los niños españoles porque los filetes no tienen espinas y porque casi no sabe a pescado (ni casi a nada, por otra parte). Importado de países asiáticos (sobre todo, Vietnam), su bajo precio lo ha convertido en una opción recurrente en muchos hogares, pero Carrefour ha decidido dejar de venderlo y eso ha desatado las sospechas sobre su producción.

Desde la Asociación Empresarial de Productores de Cultivos Marinos aseguran que comer panga es 100 % seguro, pero un estudio elaborado por la OCU ha detectado dosis considerables (aunque siempre por debajo del límite permitido) de mercurio y herbicidas, y en Change.org ya hay un par de peticiones que buscan alejar este producto de los comedores escolares. ¿Te apetece volver a tu pescadería habitual con idea alternativa que sea sabrosa, barata y sin espinas? Ahí van unas cuantas:

Filetes de gallo

Lourdes March, autora de Los secretos de la compra, se decanta por los filetes de gallo. "Le pides al pescadero que te saque los filetes y los preparas empanados con huevo y harina. De hecho hay una harina especial para pescado", apunta. Y la cabeza y las espinas pueden congelarse para preparar un caldo más adelante.

Pescadilla de Burela

¡Lo único que diferencia a la pescadilla de la merluza es su peso! Carlos del Portillo, chef del restaurante madrileño Bistronomika, célebre por sus platos de pescado, recomienda la pescadilla de Burela que, en realidad es pesca de bajura a lo largo de toda la costa cantábrica: "Mi pescadero, a veces, me lo dice: '¡Si sale más barata que la panga!' Y es increíble el jugo que tiene"... El precio suele rondar los 8 o 10 euros/kilo y la mejor forma de prepararla es rebozando sus lomos.

Bacalao salado

Cuando nadie sabía que era la panga, en España ya llevábamos siglos consumiendo bacalao salado. Y no solo en España, de hecho. El bacalao à Bras es uno de los platos nacionales de Portugal y también una de las preparaciones favoritas de Marta Sanahuja, autora del blog Delicious Martha, donde tiene publicada la receta. Al cocinarse desmigado, además, podemos recurrir a piezas pequeñas y más baratas. Otra opción, durante su temporada, es recurrir al bacalao fresco Skrei.

Caballa

Julio Fernández, chef del restaurante sevillano Abantal (una estrella Michelin), es un gran defensor del pescado azul, tanto por sus propiedades nutricionales como por su sabor: caballa, jurel, sardina... "Aunque en verano es mucho más jugosa, caballa hay todo el año", explica por teléfono. Y además puede dar juego en recetas tan sencillas y apetecibles como la de caballa con remolacha.

Tilapia fresca 'made in Spain'

Diego Gallegos se hace llamar "el chef del caviar" porque a lo largo de su carrera ha desarrollado muchos platos utilizando este producto, pero poco a poco ha ido ampliando su radio de acción: primero cocinando esturiones y luego otros pescados de río o piscifactoría. "La trucha de ración está muy bien al papillot", explica. "Le quitas las tripas, la abres por la mitad y dentro le metes aceite, perejil, alcaparras,  tiritas de zanahoria y jamón... ¡y al horno!".

También defiende la tilapia, pero si es fresca y producida en la piscifactoría de Adamuz (Córdoba). "Su carne es blanca, parecida a la dorada, y puede hacerse en ceviche, al horno o la sal", comenta por teléfono. "La gente tiene muchos prejuicios porque compra pescados de río que vienen congelados de Asia. Este es otra cosa".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?