Jueves, 22 de Octubre de 2020

Otras localidades

MOCIÓN DE CENSURA MOCIÓN DE CENSURA Sigue en directo la segunda jornada del debate de la moción de censura de Vox
PODCAST 'FOUR MORE YEARS'

Capítulo 13: 2000, la madrugada electoral que duró más de un mes

La campaña que en el año 2000 enfrentó a George Bush, hijo, con Al Gore, fue inusualmente tranquila. Todo cambió la misma noche electoral. Los resultados en Florida eran tan ajustados que no se podía dar por seguro a un vencedor, y las buenas palabras de la campaña se convirtieron en acusaciones y descalificaciones. El recuento acabó en la Justicia, que necesitó más de un mes para llegar a una conclusión: por sólo un voto de diferencia, los magistrados del Supremo de Florida señalaron como ganador a Bush.

Una de las campañas más tranquilas de la Historia acabó pasando a la Historia como la más polémica. Las buenas palabras, la moderación que los dos candidatos mostraron antes del día de la votación se convirtieron en un polémico recuento en el Estado de Florida que sólo se pudo resolver con la intervención de la Justicia.

En un primer momento el candidato demócrata, Al Gore, llegó a telefonear a su rival, George W. Bush, para felicitarle por la victoria. Sin embargo, poco después se supo que los resultados en ese Estado eran tan ajustados que no marcaban la diferencia. Y en 2000, sin Florida, nadie sería presidente.

Empezó entonces uno de los episodios más sorprendentes de la historia política de Estados Unidos y una polémica que aún sigue generando discusiones. Según la ley electoral de Florida, si la diferencia de votos entre los candidatos es inferior al 0,5%, es obligatorio realizar un recuento. Para complicar aún más las cosas, el gobernador de ese Estado es Jeb Bush, hermano del candidato republicano, por lo que Al Gore solicita que ese recuento se haga de forma manual para evitar cualquier duda. Además, numerosos votantes se quejaron de que el diseño de las papeletas, las desde entonces famosas 'papeletas mariposa', era tan enrevesado que en la práctica habían votado por el candidato contrario al que querían apoyar, y piden que se repitan los comicios.

Al final el proceso resultó ser demasiado complejo para ser resuelto por los equipos legales de republicanos y demócratas. El caso acabó en la Justicia, que necesitó más de un mes para llegar a una conclusión. Por sólo un voto de diferencia, los magistrados del Supremo de Florida señalaron como ganador a Bush.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?